¿Te has perdido algún toro con soga de Lodosa? Nosotros te lo contamos

Lodosa 2018

Un total de siete toros se soltaron ensogados por las calles de Lodosa, con variedad de pelajes y comportamientos en un finde caluroso y lleno de aficionados.

VIERNES 14
Lodosa 2018La mañana del viernes comenzó con el toro de nombre “Carpintero” y con el número 7 perteneciente a la ganadería Hnos. Ganuza. El toro castaño pegó una salida lenta y peligrosa quedándose en callejas estrechas. El animal tenía peligro con sus arrancadas cortas y con la cabeza bien alta, aguantando durante 50 minutos en la calle y creando momentos de tensión. Posteriormente lo soltaron en la plaza donde apareció con la boca cerrada y demostrando bravura. Destacar la cogida sin consecuencias a un recortador local en la posterior suelta de otro macho de la misma ganadería.
El segundo toro del concurso de ganaderías fue el nº 32 de Marqués de Saka y de nombre “Beltza” haciendo honor a su nombre por su pelaje negro. Pegó una salida peligrosa entrando por los porches del Ayuntamiento y se paró unas calles más adelante. De nuevo un toro listo y con peligro, con arrancadas más largas que el de la mañana (que es lo que le faltó a Carpintero), aunque este se vino abajo en los últimos minutos. Destacar la bravura que desató al golpear un contenedor de vidrio llevándolo de lado a lado de la calle. Llegó a entrar a la plaza por su propio pie después de una hora en la calle.

SÁBADO 15
El toro “Culebro” de la ganadería Eulogio Mateo y marcado con el número 47 salió en tercer lugar. Los recortadores impidieron una salida rápida, ya que se pusieron a rodar al animal. Aquí demostró el astado su bravura y su raza llendo a uno tras otro con peligro en sus arrancadas. En los primeros minutos el toro se movió pero tras venir por la Avenida de Navarra se volvió más reservón donde el animal pedía los papeles y sólo arrancaba cuando lo veía claro. Algún que otro chiflido porque el toro no se meneó lo suficiente. Culebro estuvo en la calle en torno a una hora, cuando finalmente se decidió meterlo al camión para soltarlo en la plaza de toros, donde destacaron las rematadas demostrando que el animal estaba con fuerza y con la boca cerrada.
Para el sábado a la tarde tocó en sorteo a la ganadería local del Tolco, con el utrero de nombre “Aldeano” y herrado con el número 64, único animal del concurso con tres años. Tras una salida rápida se quedó parado a las afueras del pueblo y a los 10 minutos de reloj el animal estaba para guardar al camión con la lengua afuera. Se aguantó el toro 45 minutos hasta que salió a la carretera general donde fue guardado tras varios chiflidos. De esta manera no se soltó el toro sobrero, ya que había cumplido su tiempo de rigor en la calle, aunque solo pudimos destacar dos arrancadas. En la plaza se soltaron dos machos demasiado jóvenes y sin presencia aunque permitió que salieran más recortadores.




DOMINGO 16
Lodosa 2018En la mañana del domingo día 16 se soltó un impresionante astado colorado de la ganadería Yerbabuena, marcado con el nº 36 y con el nombre “Bonito” haciendo honor a su excelente presentación. La salida fue complicada y además lo recortaron, lo que hizo que el toro se quedase en la primera plaza junto al Ayuntamiento. Este astado, fuera de concurso, destacó por su peligrosidad y rematadas embistiendo a un coche haciéndole varios destrozos. Como punto negativo, no se movió lo suficiente aunque aguantó 40 minutos.
Para cerrar las fiestas de Las Angustias, y ante gran espectación, salió un bonito toro albahío perteneciente a la ganadería Miranda de Pericalvo y propiedad de la finca Toropasión. El astado de nombre “Espavilo” y marcado con el número 18 realizó una bonita salida y fue hasta la zona de los bomberos donde permitió buenas carreras aunque con peligro en sus arrancadas lanzando derrotes y yendo hasta la pared a por los corredores. El toro dejó varios sustos y alguna cogida. Pasada la media hora se decidió guardar al toro y soltar el sobrero, ya que sangraba de una pezuña y se empezó a aquerenciar, aunque el animal tenía carreras y no se le tiró de la soga al contrario que al del Tolco. El sobrero pegó una salida rápida y una carrera bastante larga siendo aplaudida y llegando a la zona de la plaza de toros con rapidez, donde se decidió guardarlo antes por falta de ambulancias. Un animal que iba a todo con nobleza y a la vez con picante siguiendo hasta el final tras los mozos. En la plaza se soltaron dos toros de bonita presencia destacando que uno de ellos costó meterlo a corrales más de lo previsto.

Informa: Joseba Carnicer. Fotos: Manu Cabañas

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*